English Português

Estimados amigos y amigas,

El presidente estadounidense Donald Trump ha retirado a Estados Unidos del tratado multilateral sobre el programa de energía nuclear de Irán. Dos horas después de hacerlo, Israel bombardeó activos iraníes en Siria. Las fuerzas dentro de Siria tomaron represalias contra las posiciones militares de Israel en los Altos del Golán, territorio sirio ocupado ilegalmente por Israel desde 1967. ¿Los Estados Unidos y sus aliados regionales escalarán su belicosidad? Si atacan a Irán, Irán con certeza atacará las bases estadounidenses en Bahréin y tal vez en Qatar, mientras los aliados de Irán en Asia occidental atacarán a Israel, Arabia Saudita y las tropas estadounidenses en la región. Las puertas del infierno, ya entreabiertas en la región, se abrirán aún más.

Por favor, lean mi reporte para Alternet sobre el retiro y los augurios de guerra. Está aquí.

Mi reporte termina con la siguiente evaluación:

Todos los ojos están puestos en Moscú. El líder de Israel, Benjamín Netanyahu voló hoy a Moscú en un viaje relámpago. Dice que está en Moscú para hablar sobre Siria, pero de hecho se le preguntará sobre las intenciones israelíes y estadounidenses contra Irán. Rusia confía en Irán para su proyecto en Siria. Moscú no puede permitirse una guerra israelí-estadounidense en Irán. ¿Enviarían los rusos sistemas de defensa antimisiles como un mensaje a Estados Unidos? ¿Aviones militares rusos aterrizarán en Teherán como lo hicieron en Damasco en septiembre de 2015? ¿El escudo ruso alrededor de Irán acallará los tambores de guerra estadounidenses?

La cuestión de Moscú es central para los eventos en Asia Occidental. Cuando Rusia intervino en Siria en septiembre de 2015, detuvo cualquier posibilidad de cambio de régimen en ese país. ¿Intervendrá Rusia (o incluso China) para prevenir una guerra contra Irán?

Hay desconcierto en nuestra comprensión de la agresión que proviene de Washington contra Irán. Pero no se trata solamente de Trump o de Bush, sino de una política general seguida por los Estados Unidos. Obama está siendo alabado por el «acuerdo con Irán», pero fue con Obama que los gobiernos de Japón y de Honduras fueron derrocados. Cada administración estadounidense ha intervenido agresivamente para tratar de configurar el mundo de acuerdo con sus intereses.

Este uso extraterritorial de la violencia no es otra cosa que imperialismo, un término que causa escalofríos a los lectores bien educados. Asumen que son meramente eslóganes de un radical anacrónico. ¿De qué otra manera explicar esta carrera de guerras que comenzó contra Panamá en 1989 y continúa en el presente? En NewsClick, publiqué un breve ensayo sobre el imperialismo contemporáneo. Lo pueden leer aquí.

La imagen arriba es de uno de mis artistas iraníes estadounidenses favoritos, Shiva Ahmadi. La pintura se llama El muro.

El ensayo en NewsClick termina con una consideración sobre Venezuela. El pueblo venezolano va a las urnas el 20 de mayo. En Tricontinental nuestro cuarto dossier es sobre las elecciones venezolanas. Escrito por nuestra oficina en Buenos Aires, con aportes de todo el continente, el dossier es un excelente documento que presenta los principales problemas que enfrenta Venezuela. Lo pueden descargar aquí (gratis).

El dossier está ilustrado con fotografías tomadas por el fotógrafo brasileño Rafael Stédile. Muestran al pueblo venezolano en su vida cotidiana, incluyendo la política. Nosotros, en Tricontinental, esperamos que al pueblo venezolano le sea permitido ejercer su prerrogativa. El sabotaje económico y la intimidación política han tenido su costo. No ayuda que las potencias extranjeras continúen sugiriendo que las elecciones serán fraudulentas. Hay poca evidencia de esto, ni en las elecciones pasadas ni para las futuras. Tales rumores sirven para mellar la moral de la gente. Son profundamente antidemocráticos en sí mismos.

Mientras tanto, al sur de Venezuela, en Brasil, Lula sigue en la cárcel. El sigue siendo el favorito en las elecciones de octubre. Nuestra oficina de Tricontinental en São Paulo está preparando ahora mismo el quinto dossier que será sobre las elecciones en Brasil. Estoy a la expectativa.

Hace diez días estuve en São Paulo por una reunión de nuestras oficinas de Tricontinental de Buenos Aires y São Paulo. Mientras estaba allí, tuve un poco de tiempo libre para visitar dos de los maravillosos museos de la ciudad, y tuve la suerte de poder conversar con João Pedro Stédile, uno de los líderes del Movimiento de Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST), sobre su historia familiar, el trabajo agrícola del MST y Lula. Pueden leer mi diario de São Paulo, que comienza con Lula y termina con jugo de uva, en el número actual de Frontlineaquí.

La imagen de arriba es de María Auxiliadora da Silva una artista afrobrasileña que murió joven pero dejó un increíble legado.

Les escribo desde Sudáfrica donde continúan las protestas de uno u otro tipo contra la estrechez de las políticas económicas. Las personas quieren vidas y hogares. No quieren pura retórica. La Federación de Sindicatos de Sudáfrica organizó una gran huelga contra las terribles políticas anti huelgas del actual gobierno. Pueden leer sobre estas huelgas en las áreas urbanas aquí y en las áreas rurales aquí. Las dos historias fueron escritas por Denis Webster de New Frame, el nuevo periódico que cubre los movimientos en Sudáfrica.

En el otro extremo del continente africano, en Egipto, la situación sigue siendo intolerable. Recuerdo bien la confianza que se produjo en el país después del 25 de enero de 2011 por los disturbios masivos. Esa energía está ahora largamente secuestrada por una dinámica histórica que se ha desplazado hacia atrás, a los tiempos más sombríos de Hosni Mubarak. Amnistía Internacional lanzó un importante informe sobre la situación deplorable de las cárceles de Egipto, que pueden leer aquí. Es una metáfora sobre la situación de las aspiraciones políticas del país (el gobierno egipcio respondió a Amnistía aquí).

La guerra planetaria circunda nuestro horizonte. Sin embargo, el valor extraordinario de la gente común nunca debe subestimarse. Es lo que nos da esperanza. El 8 de mayo, el hombre fuerte de Turquía, Recip Tayyip Erdogan, dijo que si el pueblo turco dice tamam (basta), el renunciaría. Más de un millón de personas se tomó las redes sociales para decir tamam. Basta de ese hombre fuerte (hay un maravilloso ensayo del novelista turco Burhan Sonmez sobre Erdogan en nuestro libro llamado Hombres fuertes; en el, Eve Ensler escribe sobre Trump, Danish Gusain sobre Modi, Ninotschka Rosca sobre Duterte y Burhan sobre Erdogan. Lo pueden pedir aquí).

Basta de ese hombre fuerte. Y de los otros, incluido Trump. Tamam Trump.

Cordialmente, Vijay

<Portuguese> Leia nosso décimo boletim em Português aqui.